jueves, marzo 11, 2004
NO AL TERRORISMO
Todavía no puedo creer lo que ha ocurrido, he sentido y siento un gran dolor dentro de mí ¿Por qué? No lo entiendo. La sangre, el dolor de la masacre indiscriminada nos ha invadido a todos por sorpresa esta mañana.
Me he levantado feliz, contento, con alegría en el corazón, pero todo se ha difuminado ante tan cruenta noticia. El beneficio de un acto tal sin precedentes es claro. La radicalización, el conflicto, el “estado de guerra” en el que nos sumergen a todos, sólo beneficia a los que lo han provocado. Consiguen perturbar nuestra convivencia pacífica y ciudadana, consiguen aflorar odios, consiguen que sentimientos que de ninguna manera tienen que estar presentes en la gente, estén.
Hay que mostrar nuestra total repulsa hacia los que han provocado tal situación, pero desde luego, no nos tenemos que equivocar en escoger quienes han sido los auténticos autores de dichas acciones. Tenemos que evitar linchamientos, tenemos que evitar que la culpabilización se generalice y que la crispación se apodere de la situación. Tenemos que recordar que este domingo, 14 de marzo de 2004, tenemos una cita importante con las urnas. La respuesta tiene que ser abrumadora, tiene que ir a votar a todo el mundo como señal de protesta por lo acontecido. Pero, la reflexión previa tiene que ser consecuente con lo que queremos, no nos dejemos llevar por odios de sinrazón.
Demostremos que nuestra convivencia es posible, demostremos que los que provocan actos como el de hoy, son sólo cuatro y que realmente su fin está cerca, no demos alas a sus pretensiones de redentores patrios, porque lo único que hacen es usurpar el sentimiento de un pueblo, herir el sentimiento de muchos otros, apropiarse de una bandera y de una ideología que realmente no apoya de ninguna manera esa clase de acciones.
Cuando he escuchado la noticia, la piel se me ha puesto de gallina, e incluso, es verdad, lágrimas han aflorado por mis ojos. ¡No lo entiendo! ¡No lo entiendo! Gente obrera, gente normal en desplazamientos al trabajo, al colegio... ¿Por qué? ¿Qué van ha conseguir con esto? No lo sé, pero de momento lo que han conseguido es provocar dolor, crispación, tristeza, odio, ira. Han roto multitud de familias, han sesgado multitud de vidas, han borrado esperanzas e ilusiones.
Me gustaría que aquellas personas que de una manera o de otra apoyan las acciones de la banda terrorista me miraran a la cara y que me dijeran que también apoyan lo que ha sucedido hoy. Me gustaría que me dijeran el porqué de esta situación, me gustaría que me justificaran “si pudieran” lo de esta mañana. No creo que pudieran mantener sus ojos en los míos, no creo que la tristeza de mis ojos les permitiera poder mirarme a la cara y justificar como siempre diciendo que es solamente una cuestión de acción reacción, no creo que en su interior haya paz, no creo que puedan dormir sin tener remordimientos, no creo sencillamente que sean humanos. Sólo los irracionales, los enfermos de mente y alma podrán justificar lo que ha ocurrido, y hoy con lo que ha ocurrido tienen que despertar del sueño en el que han estado viviendo, se tienen que dar cuenta que realmente han estado en una pesadilla y tienen que repudiar si más a esa panda de irracionales que lo único que pretenden es sembrar el horror, el miedo para recoger beneficios de continuidad para su organización, beneficios de radicalización de posiciones, beneficios que sólo ellos pueden entender y que seguro que sólo ellos sabrán apreciar.
Quiero expresar mi más profunda repulsa ante tal barbarie, quiero que el dolor de mi alma se escape de mi interior, quiero y deseo que todas aquellas personas que han sufrido directamente o indirectamente mi más total apoyo, porque lo que ha ocurrido no tiene ningún tipo de justificación.
Espero que nuestra clase política sepa estar a la altura de las circunstancias, espero que demuestren que es la unidad democrática, espero que puedan proporcionar todo el respaldo y sobre todo, el cariño y el calor humano que los afectados van a necesitar. Quiero que todos, todas hagáis manifiesta vuestra repulsa por lo ocurrido. Compartir el dolor, la decepción y sobre todo el desprecio hacia una serie de personas, que no merecen pertenecer a la clase humana, porque no son humanos, son algo ajeno a nosotros. Quiero que estéis hay, quiero que vayáis a votar para demostrar que no van a poder con nosotros, quiero y deseo que esto no vuelva a repetirse.

PAZ Y LIBERTAD
PAU I LLIBERTAT
BAKEA ETA ASKATASUNA


K@rlos Guadián
0 Comments:
Links to this post:
Crear un enlace